Evita el resfriado

Resfriado en el niño. Identifica los síntomas

26/06/2018
Síntomas
síntomas resfriado en niños

Cada año, los niños sufren hasta cinco resfriados que afectan a su vida diaria y a la de sus padres, una incomodidad.

El resfriado común1 es una infección viral muy común que casi siempre se trata de forma banal por la leve afectación de sus síntomas. Sin embargo, en los niños cuyo sistema inmune aún está en desarrollo adquiere una importancia mayor. Hoy te explicamos cómo identificar los síntomas rápidamente.

El Resfriado en los niños

Cada año los niños sufren hasta cinco resfriados que afectan a su vida diaria y a la de sus padres o cuidadores, convirtiéndose en una incomodidad para pequeños y mayores. Si bien es cierto que la mayoría de los síntomas desaparecen en una semana, la tos a menudo persiste durante más tiempo2.

Los niños son especialmente susceptibles al resfriado común porque tienen una mayor exposición al contagio y un menor desarrollo de prácticas de higiene personal.

Es fácil que en las guarderías o los colegios los niños no entiendan que no deben compartir objetos o que han de lavarse frecuentemente las manos. Por eso es importante seguir los siguientes consejos para evitar su contagio.

El resfriado común es un diagnóstico muy frecuente en niños durante todo el año, aunque es más frecuente en otoño-invierno y empieza a declinar en primavera. Los virus tienen una mayor supervivencia a bajas temperaturas y, como ya hemos comentado, existe una mayor probabilidad de contagio interpersonal en espacios cerrados, muy especialmente durante el inicio de la edad escolar.

¿Qué síntomas da el resfriado en los niños?

El cuadro clínico3 del resfriado común es similar al que se da en los adultos. Los síntomas más frecuentes son fiebre, tos, rinorrea, dolor de garganta, congestión ocular, obstrucción nasal y estornudos.

El catarro común suele tener de 4 a 10 días de duración. Su período de incubación es de 2 a 5 días y la infección suele durar como media unos 3-7 días, aunque puede extenderse hasta dos semanas4.

El síntoma inicial suele ser la afectación de garganta, con dolor y molestias. Los mocos suelen acompañar a este primer síntoma. Aunque al principio suelen ser acuosos, se pueden ir espesando de forma progresiva.

A medida que el sistema inmune del niño se defiende, se empiezan a obstruir las fosas nasales. Esta obstrucción debe ser muy tenida en cuenta en los lactantes (menores de 3 meses), pues su capacidad para estornudar y expectorar está disminuida.

Acompañando a estos síntomas, se inicia la tos, que al principio no es productiva, pero que puede interferir con la alimentación y con el descanso. Conjuntamente con la tos, es posible que el niño experimente estornudos y un ligero lagrimeo por la congestión ocular.

Otro síntoma que se puede asociar al resfriado en los niños es la fiebre. Esta es mucho más frecuente en niños de 3 meses a 3 años y no debemos asustarnos si es alta. Suele ser posterior al inicio de los síntomas, hecho que lo diferencia de la gripe, en la cual la secuencia es al revés.

Aunque los síntomas sean similares a los del resfriado común que padecen los adultos, las tasas de contagio y la secuencia de los síntomas pueden ser algo diferentes, por lo que debemos prestar atención desde el principio a los más pequeños de la casa.

Bibliografía

1 Pappas DE. The common cold in children: Clinical features and diagnosis. En: UpToDate, Post TW (Ed), UpToDate, Waltham, MA.

2 Arroll B. Common cold. BMJ Clin Evid. 2011;2011:1510.

3 de la Flor i Brú J. Infecciones de vías respiratorias altas-1: resfriado común. Pediatr Integral 2013;XVII(4):241-61.

4 Thompson M, Vodicka TA, Blair PS, Buckley DI, Heneghan C, Hay AD. Duration of symptoms of respiratory tract infections in children: systematic review. BMJ. 2013;347:f7027.

FacebookTwitterEmailWhatsApp
También te puede interesar